Las mejores calderas de gas

Elegir las mejores calderas de gas para tu hogar es una tarea compleja e importante, las opciones del mercado son cada vez más extensas para estas herramientas, la ideal dependerá de tus necesidades y posibilidades.

Las calderas se diferencia de acuerdo al tipo de gas usado, para elegir las adecuadas te invitamos a continuar leyendo este artículo. Aquí encontrarás toda la información referente a ellas, como se dividen y las mejores del mercado hasta ahora.

Antes de comenzar ¿Qué es una caldera?

Básicamente, es una herramienta que con la ayuda de un quemador produce la reacción de generar calor, funciona con diferentes tipos de combustibles y, también, se encuentran algunas opciones eléctricas. Sin embargo, las calderas a gas son las más comunes.

El calor generado por el quemador ayudará a que la tubería pegada al mismo alcance altas temperaturas, eso permitirá calentar el agua del interior de la caldera. Dicha agua llegará a un intercambiador, el mismo se compone de dos circuitos.

El primero es empleado para el sistema de calefacción y, el otro, se encarga de permitir que el agua salga por los diferentes grifos del hogar. Es un sistema parecido al de la calefacción.

¿Cómo elegir las calderas de gas correctas?

Para elegir la mejor caldera de gas es preciso conocer su clasificación, lo primero a considerar es el tipo de cámara de combustión usada. En este caso, puedes optar por dos tipos esenciales:

Calderas estanca

Poseen una cámara de combustión totalmente estanca, esto quiere decir que se alimenta del aire exterior. Es la instalada comúnmente en los hogares y dentro de esta categoría encontrarás diferentes modelos.

El primero será la caldera estanca convencional, la reconocerás porque su cámara de combustión está cerrada, es la opción más barata. Sin embargo, al adquirirla debe considerar la normativa, donde señala la necesidad de tener una instalación con una evacuación de humos, siempre con salida en la cubierta del edificio.

Por otro lado, se encuentra la caldera estanca de baja emisión de NOX, está ajustada a la normativa RITE donde es planteada la emisión de gases contaminantes. La característica principal de este tipo es que la llama producida por el quemador es más baja en comparación con la convencional. Eso permite reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Dentro de la clasificación el último tipo es la caldera estanca de condensación, es una de las que ofrece mayor rendimiento, siendo eso su característica más destacada. Su funcionamiento aprovecha el calor residual de los gases evacuados tras la combustión.

Es decir, no desperdicie en calor, por el contrario, lo usa para calentar el agua del circuito ayudando a tener un ahorro de gas de aproximadamente el 25%. Sin embargo, debes tener presente que cuando los gases se enfrían se condensan, por ende, necesitas instalar un desagüe para eliminarlos.

Caldera atmosférica

El otro tipo de caldera de acuerdo a su cámara de combustión es la atmosférica, no es una de las más usadas porque es potencialmente peligrosa. Para su funcionamiento emplea el aire para la combustión. En caso de no haber una combustión adecuada o la evacuación es cerrada, es capaz de producir intoxicaciones debido a la mezcla de los gases con el ambiente.

Es recomendable para negocios abiertos y con buena ventilación, de acuerdo a la normativa de calderas de gas, este no puede instalarse en viviendas.

Clasificación de las calderas de acuerdo a su combustible

Para elegir las calderas adecuadas también necesitas conocer el tipo de combustible empleado y optar por el más funcional para ti. En este caso, la división es en dos tipos básicos:

Calderas de gas

Son las más usadas por la calidad y seguridad de su funcionamiento, pueden usar gas natural, gas butano o propano. En la mayoría de los casos, son alimentadas a través de tuberías de gas instaladas por el Estado, es decir, van directamente a cada hogar para suministrar de forma continua el combustible.

Ahora bien, si no tienes una instalación de gas directo, puedes optar por comprar bombonas de gas butano intercambiables. Para elegir las mejores calderas de gas es bueno solicitar ayuda de un profesional, de ese modo, elegirás el método de alimentación adecuado.

Calderas de gasoil

Las mejores calderas de gasoil te ofrecerán mejores resultados porque son más eficientes, tienen la capacidad de calentar el agua en menos tiempo. No obstante, no es la elección más adecuada porque generan mayor contaminación para su funcionamiento.

Calderas de condensación ¿la mejor opción?

Al buscar las mejores calderas de gas una de las principales opciones serán las de condensación, aunque su combustible principal sigue siendo el gas, tienen mayor eficiencia porque aprovechan el calor generado al enfriar el vapor del agua de los humos de la combustión antes de que se vayan a través de la chimenea.

La diferencia con las convencionales es el aprovechamiento de los humos. Actualmente, existe una variedad amplia para estas calderas, pero el primer punto para hacer la elección correcta es elegir la potencia adecuada para tu vivienda.

En este caso, debes considerar factores como el tamaño de tu hogar, el clima normal de la zona donde está ubicada y la cantidad de baños que tienes. Igualmente, es indispensable considerar el tipo de calefacción usada, esta puede ser por radiadores o por suelo radiante.

Si deseas una opción eficiente, el secreto será elegir las mejores calderas de gas de condensación, sobre todo, cuando las necesitas para tu hogar.

Criterios a considerar durante la elección de la mejor caldera de gas

Dentro de la amplia variedad de calderas es indispensable tomar en cuanto a ciertos factores antes de la elección de la mejor para tu hogar. Criterios como las mejores marcas de calderas de gas son solo algunos de los que debes considerar.

Elegir una caldera mixta o solo para calefacción

Ante todo, no existe un tipo mejor que otro, todos han sido diseñados para un tipo de inmueble, por ende, es indispensable conocer tus necesidades antes de hacer la elección. Si vives en un bloque de viviendas es mejor optar por una caldera mixta, estas son capaces de proporcionarte calefacción y agua caliente.

Si te has encantado por una caldera de solamente calefacción y adquieres el termo por separado, tendrás menos eficiencia y una factura más elevada cada mes. Ahora, si tienes una casa grande en un área rural y tu demanda es alta en cuanto a la calefacción y el agua caliente, lo ideal es instalar únicamente la calefacción.

La razón es que será más eficiente y, a la larga, podrás conectar un interacumulador de agua para dotar tu instalación original con una gran capacidad caudal de agua.

Examina la potencia

Este factor definirá los metros cuadrados que cubrirá y la cantidad de agua caliente de la que disfrutarás. Por supuesto, mientras mayor potencia tenga mayor será el caudal de agua y los metros cuadrados de calefacción.

No obstante, no puedes buscar solo la de mayor potencia, es necesario adaptarlo a las adecuadas para la vivienda. Si eliges una con de menor potencia no serás capaz de cubrir con la demanda del hogar, pero si es mayor, tendrás un gasto mayor.

Para esto, deberías disfrutar de la asesoría por parte de la empresa encargada de la instalación, de ese modo, se llevará a cabo la inspección correspondiente para conocer tus necesidades y cubrirlas lo mejor posible.

El rango de modulación

Cuando buscas cuáles son las mejores calderas de gas notarás que todas poseen un rango de modulación diferente. Es uno de los aspectos más relevante porque es el encargado de indicar los niveles de combustión del quemador, por ende, te dará a conocer la capacidad de la caldera para adaptarse a la demanda.

Los materiales de fabricación

Antes de comprar cualquier herramienta para el hogar es importante estudiar si está diseñada con los materiales adecuados. Para las calderas es mejor optar por las diseñadas en acero inoxidable y no por las de aluminio – silicio.

Cuando adquieres calderas de baja gama su diseño suele ser con aluminio, no son tan resistentes a la corrosión, por ende, la vida útil es menor y tendrás mayor gasto en cuando a las reparaciones. También puedes encontrar calderas diseñadas en hierro fundido.

Sin embargo, estas últimas suelen trabajar con combustibles como gasoil o carbón debido a que degradas más los materiales.

Mejores calderas de gas disponibles en el mercado

Aunque son miles las opciones del mercado, algunas son más comunes y eficientes, convirtiéndose en las mejores de acuerdo a los comentarios de los usuarios. Las marcas más populares y los modelos más llamativos son:

Vaillant EcoTec Pure 236

Es perfecta si buscas una caldera de gas mixto con precalentamiento de agua caliente, puedes usarla tanto con gas natural como con propano. Una de las características llamativas de esta opción es que tienen medidas reducidas para hacer más fácil la instalación.

Se adaptará perfectamente a un armario de cocina o cualquier espacio pensado para él, evitando molestar el tráfico o la estética del lugar. La recomendación es utilizarlo en viviendas de hasta 120 metros cuadrados.

Ahora bien, la potencia del agua caliente puede llegar hasta 24 kW y 18.5 kW para la calefacción. El intercambiador de calor principal es diseñado en acero inoxidable, por otro lado, es una caldera con un bajo consumo que te permitirá ahorrar hasta un 30% de electricidad.

No resulta tan potente como otras opciones, pero será suficiente para hogares con dimensiones como las mencionadas antes, igualmente, comprenderlo es simple gracias al fácil sistema de mandos incorporado y su pantalla electrónica.

Junkers Cerapur Excellence 42

Por su parte, esta es una caldera de gas a condensación que podrás usar con gas natural o propano. Desde el primer momento notarás una presentación de gama alta, la potencia de calefacción es de 31.8 kW y para el agua caliente ofrece 42 kW. Es decir, podrás usar varios grifos al mismo tiempo sin problemas.

Es ideal para viviendas de hasta 250 metros cuadrados, conseguirás surtir de agua caliente hasta dos baños. Para usar la caldera podrás hacer a través de su pantalla donde están todos los mecanismos para regular las temperaturas y conocerás el consumo.

Además, cuando se presenten anomalías por medio de la pantalla verás los códigos de avería. Si tienes una vivienda muy amplia esta será la mejor opción.

Ferroli BlueHelix RRT 34

Una vez más, es una caldera de condensación de gas natural, aunque en caso de necesitarlo también puedes usarla con propano. Es capaz de climatizar una vivienda de hasta 250 metros cuadrados donde se encuentren hasta dos cuartos de baño. La generación de agua caliente es casi instantánea, además, la temperatura es fácil de regular a través de su pantalla.

En cuanto a su potencia para agua caliente disfrutarás de hasta 34.7 kW, mientras que para la calefacción tendrá hasta 32.5 kW, el caudal es de 19.5 l/min. Sus intercambiadores son diseñados en acero inoxidable y pose tomas hidráulica cubiertas por la carcasa junto a una función ECO.

La misma se activará cuando el consumo de agua caliente sea bajo, debido a esta función, es una caldera con eficiencia energética de clase A. Es decir, la mejor opción si quieres un bajo consumo eléctrico.

Saunier Duval Thelia 25

Es una versión más barata de gama baja, es recomendable para viviendas de hasta 150 metros cuadrados, la potencia para la calefacción es de 19.1 kW y para el agua caliente de 25.2 kW, por su parte, el caudal se mantiene en 14.61 l/min.

Tiene la capacidad de ofrecer agua caliente casi de inmediato a un cuarto de baño, para tener mayor control puedes regular la temperatura a través de la pantalla incorporada. La eficiencia energética es de alta calidad, trabaja con tecnología Warm Smart para minimizar el tiempo de espera para disfrutar del agua caliente.

Igualmente, la sonoridad de la caldera es muy reducida. La marca es reconocida entre los usuarios, de acuerdo a las opiniones y diferentes pruebas es muy eficiente para la potencia ofrecida. Sin embargo, debes asegurarte de que tu vivienda sea adecuada para aprovechar esta caldera.

Valoración de nuestros clientes de Las mejores calderas de gas: 4.8 sobre 5 ( de 6 votos )